30 ago. 2011

"Disturbia" (2007): Alfred_Hitchcok.rar

Por Alejandro Ramírez Flores
México

El cineasta D.J. Caruso ("Taking Lives") dirige "Disturbia" (2007), una nueva aproximación al escrito original del estadounidense Cornell Woolrich, "It Had to Be Murder", del cual emanó la obra fílmica que Alfred Hitchcock bautizó como "Rear Window" (1954), y que luego fue objeto de un remake oficial para televisión estelarizado muy acertadamente por el ya parapléjico Christopher Reeve. En esta película las adecuaciones tecnológicas y de desarrollo de la historia tienen que cambiar para que la generación "iPod" no se aburra viéndola y para que los productores no tengan que pagar derechos de autor.

La historia inicia con la trágica suerte de Kale (Shia LaBeouf de "Constantine"), quien se culpa por la muerte de su padre en un accidente de tráfico al ser este joven el que iba al volante del automóvil al momento del suceso, lo que obviamente trae acarreando un conflicto interno que estalla cuando en respuesta al comentario de un maestro, Kale reacciona atacándolo, ganándose así una sanción preventiva de arresto domiciliario, pudiendo entonces librarse de ir a la cárcel.

Este enclaustramiento se da en pleno período de vacaciones de verano, por lo que Kale se entrega de lleno a los juegos en línea por Xbox y a la descargadera de archivos por iTunes. Pero con el costo económico que esto implica para su madre Julie (Carrie-Anne Moss de "Fido"), además de tener que pagar la cuota diaria por el aparato electrónico que su hijo debe llevar en su pierna y que restringe su movilidad al espacio de 30 metros alrededor de su casa, ella cancela ambas diversiones y corta también el cable de corriente de la televisión para que el joven haga algo más que estar de flojo todo el día.

Teniéndose como única compañía a sí mismo y luego de frustrarse por no poder salir más allá de su jardín, e intrigado por Ashley (Sarah Roemer de "The Grudge 2"), la hija de los vecinos que recién se acaba de mudar a la casa de al lado, parece que su nueva diversión es observar a los habitantes aledaños por medio de sus binoculares.

Al regresar su mejor amigo Ronnie (Aaron Yoo de "Friday the 13th") de sus vacaciones, Kale lo pone al tanto de su nueva actividad, la cual en gran medida es deleitarse con su vecina. Ella no tarda en darse cuenta de la curiosa forma en que es captada por esa indiscreta mirada, y se presenta antes los muy nerviosos y apenados jóvenes, dando paso a una nueva amistad y alguien con quien compartir su ocular pasatiempo.

Y es gracias a esto es que, con la característica curiosidad de un voyeurista, ambos observan algo muy extraño en la casa de su vecino, el señor Turner (David Morse de "Langoliers"), donde parece que una mujer es perseguida por el hombre, aunque parece que finalmente ella sí abandona el inmueble... o tal vez no.

Siendo ésta una película con el sello de aprobación de Hollywood, hay que tomar en cuenta varias cosas para no sentirse estafados. En primer lugar, fue producida por Steven Spielberg, así que hay subhistorias o clichés típicos de los filmes que él ha realizado, por consiguiente no todo es suspenso. Además, es una historia ya contada, por lo que a muchos las sorpresas que se den pueden no parecerles tales. Por último, la esencia de la seminal película del amo del suspenso está ausente precisamente porque no es él quien la dirige.

Aclarado lo anterior, ¿qué es lo que vale la pena de esta película? La respuesta es simple: una entretenida cinta de misterio con sus ratos de horror, que con el presupuesto que maneja nos muestra todo lo que el espectador quisiera ver sin escatimar centavo alguno. Eso sí, siendo un largometraje para adolescentes, no puede haber sangre en cascadas ni destripamientos, pero el espectador puede quedarse con la subyacente pregunta: ¿Qué harán nuestros vecinos cuando nos los vemos?

Título original: "Disturbia". Título alternativo: "Paranoia". País y año: Estados Unidos, 2007. Director: D.J. Caruso. Guión de: Carl Ellsworth y Christopher B. Landon. Elenco: Shia LaBeouf, Sarah Roemer, Carrie-Anne Moss, David Morse y otros.










¿Ya nos seguís en Facebook? ¿Qué esperás?