23 jul. 2010

En "El destripador de Nueva York", Fulci lleva el giallo al límite

Por Jesús Ademir Morales Rojas
Editor de Trato Hecho
México

Un asesino serial da a conocer a la Policía cada nuevo crimen que comete imitando la voz del pato Donald. Tanta ha sido su saña en la larga cadena de homicidios que se le atribuyen, que tiene en jaque a los habitantes de Nueva York.

Impulsado por oscuras pulsiones este psicópata comete atrocidades en sus víctimas predilectas, mujeres de extraordinaria belleza. Ésta es la premisa de "El Destripador de Nueva York" (1982), de Lucio Fulci.

Para estómagos fuertes

La censura británica calificó a esta película como una cinta obscena, ofensiva y colmada de misoginia. Sin llegar a tales extremos de puritanismo estético, hay que reconocer el halo de cine nasty que caracteriza a esta filme italiano.

Otros títulos que acompañan a "El Destripador de Nueva York" en esta inédita distinción son: "La Última Casa a la Izquierda" (1972), "The Texas Chainsaw Massacre" (1974), "Maniac" (1980), "Holocausto Caníbal" (1980) y la brillante "La Naranja Mecánica" (1971) del maestro Stanley Kubrick.

"El Destripador de Nueva York" es el giallo llevado a sus límites. Su realizador Lucio Fulci, experimentado cultivador del género fantástico, tras haber realizado varios giallos de gran manufactura -"Siete Notas en Negro" (1977) y "Una Lagartija con Piel de Mujer" (1971)- y completado su exploración del tema de los muertos vivientes -"Nueva York bajo el Terror de los Zombies" (1979) y la gran "El Más Allá" (1981)-, combina lo mejor de ambos subgéneros para ofrecernos un giallo a la stalk and slash. Posiblemente solo "Maniac" de William Lustig se le equipare en sordidez y casposidad.

La trama es un entreverado de intriga policial y diferentes escenas brutales hardcore, con intensas alusiones soft porno. El final, tras esta feria de atrocidades, no causa tanto impacto como se esperaría de un giallo de este calibre, sin embargo, los cinéfagos y aficionados al fantástico italiano quedarán satisfechos y agradecidos con el toque Fulci de esta cinta memorable.

En "El Destripador de Nueva York", también es destacable el formato cinemascope que el realizador italiano reservaba para sus películas más ambiciosas; los impactantes FX a cargo de los hermanos Rochetti, al nivel del realismo mondo de Gianetto de Rossi; el tono sucio y deprimente de la estupenda fotografía de Luigi Kuveller; y la música a cargo de Francesco de Masi, tan especial de la transición setentas-ochentas, en donde cierto denso italodisco lograba una ambientación urbana y decadente.

Título original: "Lo Squartatore di New York". Título Alternativo: "New York Ripper" y "El Destripador de Nueva York". País y año de realización: Italia, 1982. Director: Lucio Fulci. Guión de: Gianfranco Clerici, Vincenzo Mannino, Dardano Sacchetti y el propio Lucio Fulci. Elenco: Jack Hedley, Howard Ross, Andrea Occhipinti, Alexandra Delli Colli, Antonella Interlenghi (Almanta Keller) y otros.










¿Ya nos seguís en Facebook? ¿Qué esperás?